martes, 30 de agosto de 2016

Estreno de "En las astas del toro"

En las astas del toro
Zarzuela en un acto y en verso
Música de Joaquín Gaztambide
Texto de Carlos Frontaura
Estrenada el 30 de Agosto de 1862
en el Teatro de la Zarzuela de Madrid
Coro del Maestro y la cuadrilla
Javier Rubio y A. L. Los Bohemios
MAESTRO - ¡Adelante, cabayeros!...
Entren todos de rondón,
que yo soy como de casa
en la casa del Barón.
Es el Barón del Monte
un cabayero,
echáo pa adelante
mú fino y neto. .'
Y es tó su gusto,
que sean sus amigos
los hombres cruos.
CORO - Es el Barón del Monte, etc.
MAESTRO - Por el toreo fino
se pirra el nene,
y es un aristócrata
de mucho pesqui.
Por eso yo,
v le tengo mucho afleuto
á ese chavó.
CORO - Entonces yo
desde hoy le tengo afleuto
á ese chavó.
MAESTRO - ¡Hola! ¡Botellas!
¡Pues chicos, á ellasl
que pues aquí están
para mí serán,
y de lo mío, por vida mía,
disfruta siempre mi compañía.
¡Bebamos, bebamos!
Bebamos sin tasa,
porque en esta casa
soy el amo yo.
Por aquél agüelo
á quien el Señó
por plantar las viñas
del agua salvó.
CORO - Por aquél agüelo, etc.
MAESTRO - Y en tanto que sale
el señor Barón,
oído, muchachos,
y ahí va una canción.
De los toros que he corrido,
me han cogido más de cien,
y aunque tantos me han cogido
ninguno me cogió bien.
Lo que los cuernos del toro
nunca pudieron hacer,
lo hizo con sus negros ojos
una picara mujer.
Por eso al toro
no tengo miedo,
que escurro el bulto
y libre quedo;
pero en guipando
una mujer,
que al ir andando
me enseña el pie,
y luego me mira
con un no sé qué...
parece mentira,
pero no lo es...
en el santo suelo
se claven mis pies,
y como un cordero
me dejo coger.
Pues esto es
que puede más que un toro
una mujer.
CORO - Pues eso es
que puede más que un toro
una mujer.
MAESTRO - Con dos toros cada lunes
y mil duros cada mes,
y buen vino de la tierra
y una jembra á quien querer,
en el mundo, cabayeros,
no hay ni duque ni marqués
que se iguale á mi presona
en fortuna y en poer.
Por las mujeres
me despepito,
y en viendo alguna
de buen palmito,
todo temblando
su gracia al ver,
qué cosa tan rara,
que nó sé que es,
por todo mi cuerpo
yo siento correr...
que empieza en el pelo
y acaba en el pie...
y como un cordero
me dejo coger.
Pues esto es
que puede más que un toro
una mujer.
CORO - Pues eso es
qué puede más que un toro
una mujer.
ESCUCHAR




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada